Imágenes de páginas
PDF
EPUB

podriamos encontrar con tanta facilidad en otra parte. FR. CANAS ( Tecnológia ). Se dá el nombre de cañas á diversos objetos: por consiguiente vámos á hacer conocer los principales. Las cañas de las cuales se sirven para apoyarse al andar, son ó naturales, cubiertas de algun baño, ó imitadas de la naturaleza. Las cañas naturales mas preciosas son los juncos de la India y los bambúes. Esta suerte de cañas son flexibles y tienen mucha tenacidad y consistencia. Los juncos mejores son los de un solo renuevo, de una buena igualdad con un lado saliente en todo su largo que va insensiblemente en disminucion de diámetro. El bambú tiene muchos nudos de una punta á otra, y debe ser como el junco, bien delgado. El junco y el bambú están cubiertos naturalmente de un excelente barniz que no dá olor alguno aunque se frote vigorosamente. Para el uso de estas cañas no es necesario mas que un puño y un recato de metal, lo mismo que todas las cañas artificiales. Se hacen cañas naturales con el espino, el acebo, el serval bravio, el cornizo, etc. Se escogen renuevos bien derechos que suelen presentar nudos y otros incidentes singulares. Estas son las cañas que están mas en moda; las cubren frecuentemente con un barniz lustroso, y lo pulen cuando está seco. Otras veces quieren imitar el bambú , el junquillo, el junco, la caña, la caña dulce, etc. El modo de preparar la madera es con el torno, con cepillo, con tijeras y con escofina: las pintan al oleo, segun el color y la conformacion natural de los bastones que quieren imitar; y cubren en seguida el todo de un barniz. Se

escoge ordinariamente una madera elástica y flexible tal como el fresno.

En el arte de vidrieria llaman caña al soplete del viDRIERo; éste es un tubo de hierro de unos 5 á 6 pies de largo, cuya extremidad inferior sirve al oficial paratomar en el crisol una cierta cantidad de vidrio en fusion. Hace tomar á este vidrio la forma que quiere soplando en el tubo: el aire que impele con fuerza bastante, dilata la materia á la cual dá la forma que se propone,

ya sea dentro de un molde, ya sea de toda otra mane

ra. (V. vIDRIERo). Caña hidráulica. Es un tubo de metal á cuyo fondo está colocada una válvula que cierra de arriba abajo. Se agita verticalmente la caña en una cuba ólebrillo lleno de agua, la válvula se abre, y permite la introduccion del agua en el tubo; pero no puede volverá salir: á fuerza de repetir esta operacion ó manejo, el tubo se llena, y el agua sale por la parte superior, de modo que con cuanta mas celeridad se golpea el agua del lebrillo y cuanto mas pequeño sea el orificio, tanto mas alto sube. Este instrumento que se halla en todos los gabinetes de física, á dado principio á los sifones que se ponen en juego bajo el mismo mecanismo. (V. sifoN). CANON (Tecnológía ). Ademas de las piezas de artillería que llevan el nombre de cañones, de que hémos hablado en el artículo BocAs DE FUEGo, esta palabra tiene varias acepciones en las artes industriales. Se llama cañon en la relojería, un cilindro hueco sobre el que se remacha una rueda, como por ejemplo la de las horas, á que se dá el nombre de rueda de cañon ó de cuadrante. Se remacha tambien un cañon sobre un puente de reloj, para impedir el rozamiento de la rueda sostenida por el puente sobre la que gira de bajo de él, y cuyo eje atraviesa el cañon. El PAsAMANEno llama cañon á una especie de canilla pequeña sobre la que se devana la seda (V. cANILLA). Es tambien un pequeño instrumento que sirve para recibir la punta del macho de devanar, á fin de hacer ménos penoso el trabajo de la que devana. (V. PAsAMANERo). L. CANUTILLO (Tecnológia ). Es un pequeño ResonTE ELástico hecho con un hilo de oro ó de plata, fino ó falso. En la palabra TIRANTEs indicarémos el modo con que se procede para hacer estos resortes elásticos de una longitud indeterminada. El mismo medio se emplea para hacer el cañutillo, que solo se diferencia de los resortes elásticos de los tirantes por la extension de diámetro de estos y por la materia que es muchas veces de oro ó de plata. El hilo que se emplea es por lo regular de una extremada finura, se arrolla en hélices sobre una aguja de hierro, larga, muy delgada y perfectamente cilíndrica, sin cuya circunstancia, cuando el cañutillo estaria hecho no podria salir de esta especie de molde. Se tendrá una idea de la máquina que se emplea para hacer el cañutillo, sin necesidad de nueva figura, si se mira la fig. 4 de la lám. 57. El manubrio G no está aplicado inmediatamente al macho EF; pero si al árbol de una rueda de 60 dientes que encaja en una rueda estriada, de 12 dientes, cuyo eje sostiene el macho. Se vé que por este medio dá este 5 vueltas al paso que solo dá una el manubrio, lo que hace adelantar mucho mas el trabajo sin cansar al operario. A una distancia de 6 pulgadas, poco mas ó ménos, del ancho, está colocada una varilla de hierro sobre la cual rueda una canilla que lleva el hilo metálico de que debe formarse el cañutillo. Esta varilla está sostenida á la distancia de que hémos hablado, por dos cartelas colocadas en los estuches A, B. Una pieza de madera sostenida tambien por la misma varilla abraza la canilla en toda su longitud. Esta pieza tiene la forma de un paralelógramo de doble longitud que la canilla, á fin de que pueda moverse dentro de ella con facilidad por las razones que dirémos mas adelante. En el centro de uno de los costados largos del paralelógramo, hay un agujero por el que pasa el hilo de oro ó de plata, y en la parte de afuera hay colocados dos pedazos de madera, largos de 4 pulgadas, cubiertos de piel en su extremo interior que se unen exactamente uno á otro. Por medio de uno ó dos tornillos puestos al extremo de estos dos pedazos de madera se les aprieta mas ó ménos uno COntra Otro. Dispuesto todo de este modo, colocada la canilla en que está el hilo en el centro del paralelógramo, uno y otro enhebrados en el macho, se le hace salir por el agujero que hay entre los dos pedazos de madera, y se le lleva hasta su extremo donde está metido entre los pedazos de piel, como entre dos dedos; se aprieta el tornillo lo que sea necesario á fin de formar una cierta resistencia, bastante para tender el hilo; pero no bastante fuerte para impedirle que corra. Se le hace parar sobre el macho del mismo modo que en los resortes elásticos; entónces dando vueltas al manubrio, el hilo se coloca perfectamente en hélice sobre el macho, y la canilla con el paralelógramo se corren por la varilla de hierro, para presentar el hilo en el punto necesario. Ya se puede ahora entender la razon porque hémos dicho que es preciso que la madera paralelográmica tenga una longitud doble de la de la canilla. Como el hilo está colocado sobre toda la longitud de esta, y debe pasar de continuo por el agujero hecho en el centro de uno

de los grandes lados del paralelógramo, es necesario que la canilla pueda correrse por la varilla, á fin de que el hilo no se devane oblícuamente, lo que sucederia si la canilla no pudiera correrse en la direccion de su longitud. Cuando el macho está lleno de cañutillo, se saca del mismo modo que indicarémos para los resortes elásticos. Se hace tambien cañutillo de seda de color. Para esto, en vez de macho se tiende un hilo de laton muy fino, sobre otro instrumento parecido al de que acabámos de hablar, pero mucho mas largo. La canilla está llena de seda del color que se desea, y se envuelve el hilo de laton del mismo modo que hémos dicho se hacia con el cañutillo; despues con el hilo preparado de esta manera, se envuelve el macho, como lo hémos indicado para el hilo de oro ó plata, y resulta de todo ello cañutillo de seda. Cuando se quiere hacer con hilo de oro ó plata un cañutillo plano, es preciso antes de envolver el hilo en el macho, pasarlo entre los dos cilindros de un castillejo, lo que lo pone plano en toda la longitud, arrollándose en seguida en el macho, como lo hémos indicado. . L. CANUTO ( Artes físicas ). Se dá este nombre á un pequeño tubo adicional que sirve para unir entre sí á dos aparatos químicos, que se quiere que se comuniquen. Llámase tambien cañuto ó cebolla el tubo de metal que se adapta á los orificios de los tubos por los cuales corre el agua de un canal ó de un recipiente, para dirigir su chorro ó arreglar su gasto. Sea ABCD ( fig. 6 lám.58) un receptáculo en que la superficie del agua está en AB; el tubo conductor

« AnteriorContinuar »