Imágenes de páginas
PDF
EPUB

cama; retirando este baston se juzga fácilmente con la mano , si la cama tiene el grado de calor suficiente á la vegetacion, ó si es necesario moderar su actividad. Fa.

CASCABEL (Tecnológia). Campana pequeña de metal , en forma de bola, que se pone en la brida ó collar de los caballos, de los mulos, de todos los animales de carga y de los perros. Estas pequenas bolas tienen un corte en el emisferio opuesto al asa soldada en el otro emisferio, que sirve para fijarlos. Al tiempo de fundirlos, ó al de soldar los dos emísferios, se introduce en ellos una bala de hierro, cuyo grandor es relativo al del cascabel. Esta bala rodando dentro del cascabel , lo hace sonar. L.

CASCABILLO (Tecnológia). Llámase asi en el comercio , el capullo ó ealice de la bellota que tiene una especie de cinceladura natural. Se extraen del levante grandes cantidades de este género, del que se sirven los curtidores y zurradores para preparar los cueros, y se recoge particularmente de la encina llamada velará, guercus degilops, L. que crece en las islas del Archipiélago, y en otros puntos del oriente. En el levante se comercia mucho con este género, particularmente en Esmirna,de donde se pueden extraer anualmente hasta 2.500,000 kilogramos, y los franceses importan en su pais cada año 150,000 kilogramos, á pesar de que el cascabillo de las encinas de Francia puede igualmente servir para los mismos usos. El sabor de esta substancia es estíptico, su propiedad estringente, y se emplean como las agallas para teñir de negro.' L.

CASCADA (Hidráulico). Este nombre que se dá á todo despeñadero de agua sea natural, sea artificial, se entiende tambien por extension de los diferentes efectos producidos por los movimientos de las aguas en los

jardines. Consúltase para este objeto, la Arquitectura Hidráulica de Belidor, y la palabra CAÑUro en donde se manifestarán los principales resultados que el arte sabe obtener. ... FR. CASCA-NUECES y CASCA-AVELLANAS ( Tecno7ógia ). Es un instrumento de que se usa para romper las nueces ó avellanas, que es lo que le ha hecho dar este nombre. Se construyen de muchos modos; pero nosotros solo describirémos los dos que están mas en uso. El casca-avellana de boj, no es mas que una especie de cilindro de aquella madera, hueco y abierto por un lado con un agujero bastante grande para poder introducir en él la nuez ó la avellana. Un tornillo de madera está colocado en la parte superior del cilindro y en el eje; tiene una especie de uña como una llave de bajo, y girando el tornillo, la avellana se encuentra apretada entre la punta de este y el fondo del cilindro, y se rompe con bastante facilidad. Esta especie de casca-nueces son poco sólidos y hacen demasiado larga esta operacion. El mas cómodo y seguro de estos instrumentos es de hierro y formado de tres piezas, dos de ellas largas y una corta, unidas entre por dos tornillos que forman una charnela. El casca-avellanas tiene en junto 0", 115 (4 pulgadas 3 líneas) de largo; es muy limpio y tan poco incómodo como una llave, y se puede llevar con facilidad en el bolsillo. Este instrumento para romper las avellanas que se representa cerrado en la fig. 12, lám.58, sirve tambien para romper las nueces. En la fig. 15 se vé la disposicion de esta máquina en este último caso, y las mismas letras indican las mismas piezas en todas las figuras. El instrumento (fig. 14) está compuesto de dos bra

[graphic]

zos iguales AB, CD, unidos entre sí por la pieza intermedia E, F, por medio de dos tornillos de hierro. Cada uno de estos brazos tiene una horquilla en la parte superior que está agujereada. La pieza EF, entra en la horquilla y queda detenida en él por el tornillo. La fig. 13, representa el mismo instrumento de perfil. Se vé que en G los dos brazos están cortados sobre las dos caras en forma de raspa ó línea, á fin de impedir el que se escape la avellana cuando se hace fuerza para cerrar apretando con la mano los dos brazos á la vez. En la misma figura se vé una avellana metida en lo interior de este pequeño instrumento. . L. CASCO ( Arte militar ). Pieza de armadura defensiva con que se cubren la cabeza las gentes de guerra, para resguardar de las heridas esta parte esencial del cuerpo en los combates de arma blanca. Segun parece el uso del casco remonta á la mas remota antigüedad. Minerva, diosa de la sabiduría y de la guerra, está representada con un casco en la cabeza y un escudo en el brazo. Los soldados egípcios, griegos, romanos, etc., se servian del casco, y en nuestros dias se sirven todavía de él las tropas que combaten con mayor frecuencia al arma blanca, como los dragones, los carabineros y los coraceros. Se observa tambien que los cascos del dia se diferencian muy poco en su forma de los de los antiguos; pero están mas adornados y tienen un pulimento mas hermoso que aquellos. Los bomberos de Francia, cuando están de servicio, en razon á estar muy expuestos á recibir en la cabeza contusiones y materias inflamadas, se la cubren con cascos para preservarse de estos accidentes. El casco se compone de muchas partes diferentes. El casquete ó copa hecho de hierro batido, de acero, de

cobre ó de chapas de cualquiera metal; es obra* del calderero que lo ahueca por los procedimientos comunes. La visera, los adornos, las carrilleras, son cortados y reciben su forma por medio de un balancín y de matrices colocadas al efecto. El sombrerero guarnece lo interior del casquete ó copa y de las carrilleras, coloca las crines, los penachos, etc.

La carrillera es una especie de correa que pasando por debajo de la barba y estando unida á los dos lados del casco, lo aseguran en la cabeza. Están guarnecidas de hojas ó escamas metálicas que se cubren reciprocamente una á otra por mitad, y presentan el aspecto de escamas de pescado, siendo su objeto el preservar la cabeza ó la cara de un sablazo.

La visera de los cascos antiguos cubria todo el rostro durante el combate , y no dejaba mas aberturas que dos en frente de los ojos. Esta disposicion debía ser muy incómoda para la respiracion , y las viseras de los cascos modernos están fijas, y solo bastan á lo mas hasta la altura de los ojos.

CASQUETES. Los pueblos del oriente llevan habitualmeute en la cabeza una especie de solideo encarnado de lana hecha paño, que se llama casquete, ó sencillamente gorro; pero como bajo esta última denominacion no hacemos mension de ellos, vámos á explicarlos en este artículo. La fabricacion de los casquetes ha debido tener origen por precision en el mismo pais en que se usan, y en Tunez es donde principalmente se han erigido las fábricas mejores de esta clase. De algunos anos acá, se ha introducido esta fabricacion en Francia y en Italia; ya se cuentan en el primer reino, ocho 6 diez establecimientos de esta clase, de los cuales sin embargo unos solo se ocupan de la fabricacion

de gorros ordinarios, y los otros están casi al nivel de las mejores fábricas de Tunez. En este número podémos citar las de M. Trotry-Latouche de Paris, de MM. Bemoist, Merat y Defrance de Orleans, Dujougois y Comp. de la misma ciudad, y Vaillant de Marsella. Con todo, es fuerza confesar que Tunez ha conservado siempre una superioridad conocida, principalmente en cuanto concierne al tinte, el cual reune la doble ventaja de ser el color en su fondo bien igual y de una grande hermosura; pero como la pequeña diferencia que existe en este punto no está en armonía con el precio mas reducido á que nuestros fabricantes pueden vender los gorros, resulta que los Tunezinos se hallan casi precisados en el dia á trabajar ménos bien, para poderse aproximar mas á muestros precios, y sostener mejor la concurrencia.

Se fabrican gorros de cuatro dimensiones; á saber: casquetes propiamente llamados; con 2 libras de lana se fabrican una docena: siguen los intermediarios, que necesitan 2 libras y #; despues los gorros grandes que necesitan 2 libras 3; y últimamente los stambols, que consumen 7 ú ocho libras. Las lanas que se emplean para los gorros finos valen de 3 á6 francos el medio kilógramo, segun su curso.

Lo primero que debe hacerse en esta fabricacion, es quitar á la lana, tan completamente como sea posible, toda substancia extraña; y para conseguirlo, se pasa la lana por un molino que tiene dientes, llamado diablo, con el objeto de abrirla y quitarle el polvo; despues se entrega á unas mugeres que cuidan de espulgarla, esto es, de abrir todos los copos para quitar de ellos las inmundicias. Se vuelve á pasar otra vez dicha lana por el molinillo, y luego se entrega á los operarios que la

« AnteriorContinuar »